Loro Yaco – Consejos para tu loro yaco

Bloganimalia

Loro Yaco, consejos para tu loro gris africano

Con este resumen, vamos a intentar ayudarte a solucionar algunos pequeños problemas que puede generar nuestro loro yaco o loro gris africano.

Antes de comenzar, primero vamos a comentar unos principios básicos, que se hay de llevar a cabo para poder mejorar la calidad de vida de nuestro loro yaco.

Recordad que nuestro loro yaco se encuentra fuera de su hábitat habitual, y que realmente no es un animal doméstico, y que por muy amistoso o cariñoso que sea, su forma de defenderse puede provocarnos algunas heridas considerables, para lo cual utiliza su pico.

loro yaco

Loro yaco, comenzamos

El loro gris africano o yaco procede de la zona central de África, y su introducción en Europa se remonta al siglo XVI.

Este es un loro de los mejores para imitar sonidos y voces, son incluso capaces de componer sus propias frases o melodías. Por esto es que se han convertido en un auténtico reclamo para los hogares de mucha gente, pero también decir que poseen muchas otras características interesantes, como son por ejemplo, su inteligencia y su cariño, que pueden aportar a quién lo posea.

A menudo la gente se queja de sus problemas con su querido loro yaco, y es por eso que describimos en este resumido artículo algunas cosas.

Cuidados del loro yaco

Un comentario típico por el que la gente se queja: ” mi loro solo come pipas “, o también, ” a mi loro yaco no le gusta el pienso “, pues bien, en el primer caso, es posible que el loro solo coma pipas, pero ¿ por qué ?.

Por qué come solo pipas, ¿ porque el las coge o tu se las das cada vez que quiere comida?, o siempre le tienes el comedero lleno de pipas.

A un loro yaco no se le puede dejar que solo coma pipas, aunque tu creas que es lo único que quiere comer, esto no es así, el motivo es que en primer lugar, las pipas tienen un alto indice de grasa, y si tanto le gustan, pues esta es una buena opción para dárselas sólo como premio a su buen comportamiento. Para que deje de comer tanta cantidad de pipas, solo tienes que coger y dividirle su dieta alimenticia en tres horarios, estos serán: por la mañana, por la tarde y por la noche.

Tampoco le dejes el comedero lleno todo el día, tienes que colocarle la comida sólo cuando llegue su hora, y en el medio de esas horas introdúcele, por ejemplo, fruta variada, y sigue así hasta que observes que fruta es la que más le gusta, en los otros dos turnos de comida puedes seguir con las pipas.

Cuando hayas realizado esto y después de unos días, verás como se decanta por alguna de esas frutas que le has colocado, en cuanto consigamos esto pasamos a cambiar otra toma en la comida, por pienso, a esto hay que decir que no todos los piensos les gustan a los loro yaco, procuraremos escoger un buen pienso, nosotros aconsejamos el AFRICAN, ya que lo hemos comprobado gracias a comentarios de muchos clientes.

En la tercera toma de la comida, podemos sustituir las pipas por mixtura de loro, ya que esta mistura, a parte de pipas, también lleva otras semillas importantes para su dieta diaria, y así el podrá buscar entre estas y posiblemente coja alguna por curiosidad, empezando así a partirla en muchos trocitos.

NOTA: El bebedero debe de estar siempre con agua.

Para conseguir los objetivos comentados, no debe pasar más de una semana, aunque algunos ejemplares pueden traer mas quebraderos de cabeza que otros, pero seguro que al final se consigue.

¿Habla tu loro yaco?

Un loro debe de empezar a decir sus palabras a partir del año, aunque algunos con varios meses ya empiezan a hacer sus ” pinitos “, como los niños de varios meses.

Nuestro  loro yaco estará durante algún tiempo ensayando, y le escucharás  provocar algunos sonidos que concuerdan con alguna palabra. El Yaco en verdad no dejará de aprender en el transcurso de su vida.

Muchos dicen que su loro no habla, y la verdad es que cabe la posibilidad de que no hable, esto depende mucho de la procedencia de este y el trato que haya tenido. Se ha de conseguir que se encuentre con confianza con las personas que convive y debe de estar colocado en la zona de la casa que más tiempo esté ” su familia “, y con esto tu querido yaco aprenderá a decir palabras de forma coherente.

Debemos de asociar las palabras con acciones, es decir, si llegamos a casa de el trabajo, podemos decirle “ya estoy aquí”, o puede que un simple “hola”, de esta forma irá asociando palabras con momentos específicos, y así aprenderá muchas pero que muchas cosas.

Bueno, de momento hemos terminado con estos pequeños consejos, seguiremos introduciendo algunos mas para mejorar la convivencia y aprendizaje de este maravilloso animal.

Saludos y hasta la próxima!!